1. Inizio pagina
  2. Contenuto della pagina
  3. Menu principale
  4. Menu di Sezione
  1. IT
  2. EN
  3. ES
  4. FR
  5. PT
  6. PL
Contenuto della pagina

Retiro VIDA 

Lema del Retiro: “He venido para que tengan VIDA y VIDA en abundancia”

Realizado el 17 y 18 de Agosto, en el Centro Mariano Misionero Padre Kolbe de Olavarría, orientado a adolescentes de entre 13 y 16 años, organizado por la JMI de Olavarría.

 

Este retiro fue una propuesta nueva y novedosa para Olavarría y se orientó especialmente a una edad para la que no suele haber propuestas, con el objetivo de generar un primer acercamiento a Dios, a Jesús y a María, a temas de actualidad y que atraviesan a esta etapa de la vida, como es el amor, la libertad, buscando generar reflexión e impacto en los chicos… Participaron 25 chicos, algunos de los cuales ya forman parte de grupos misioneros, pero muchos chicos no conocían lo que era un retiro y para ellos fue una primera experiencia.

Compartimos algunos testimonios...

El retiro fue una experiencia inolvidable que repetiría siempre. Definitivamente dejó una marca en mí que nunca nada había dejado antes, nunca me sentí tan bien y cómoda en un lugar con gente que no conocía tanto como a mis amigos, me sentí como en casa, aprendí mucho con las charlas y mi fe creció mucho más que antes (no solía ser tan creyente). Literalmente fue una experiencia que no voy a olvidar jamás... Estoy muy feliz de poder compartir esto con ustedes! Amo a los chicos de la JMI, definitivamente es un grupo al que me uniría sin pensarlo, por su buena onda y su cariño hacia nosotros. La verdad estuve re feliz posta en este retiro, hice amigos nuevos, tuve nuevas experiencias porque nunca pensé que iba a ir a un retiro y tener tanta confianza con los del JMI! Son un amor, gracias por hacerme aprender cosas nuevas y ser más sociable con la gente! Camila Alegre, 13 años.

Al principio no me mostré muy interesado. Había algunos amigos que me dijeron que iban pero cancelaron así que perdí casi todas las ganas de ir. Isabella me insistió a muerte con que vaya y lo que pasó ahí fue fantástico. La primera con la que hable fue con Giuli, y me pareció muy buena y muy divertida que junto con Maru, hicieron el mejor acompañamiento musical del mundo y terminé teniendo mucho cariño a ellas dos y a todos los animadores. Me lo esperaba mucho más aburrido y termine casi llorando. Fue una sensación única, algo que repetiría mil veces. La organización y la buena onda de todos fue lo más hermoso que haya podido sentir. Me sentí libre, me sentí en casa y eso fue lo mejor. Nótese como pase de ir a duras penas a formar parte de la MI y esperar que el sábado llegue rápido, porque lo que sentí fue ni más ni menos que amor ❤ Manuel Block, 13 años.  

El retiro fue una experiencia inolvidable. Definitivamente dejó una marca en mí que nada había dejado antes. Después de ese día y medio lleno de emociones y buenas vibras me sentí completa, mucho más cerca de Dios y más abierta. Antes jamás hubiera pensado que sería la primera en opinar frente a todos, en participar o en levantarme, leer frente a casi treinta personas y cantar con ellos, no porque no quisiera, sino porque la timidez y la inseguridad me lo impedían. Ahora me siento como alguien más abierta, dispuesta a ser notada sin vergüenza alguna y con mi cruz bien en alto. Tampoco me imaginé que un grupo de completos desconocidos me podrían hacer sentir TAN bien, como en un hogar, en tan solo unas horas, es increíble cómo nos une el amor y la fe. Gané amigos, recuerdos, confianza, autoestima y me acerqué muchísimo más a Dios. Cantar a los gritos llorando de la emoción, abrazar a amigos nuevos en completa vulnerabilidad emocional, discutir sobre Harry Potter con P. Pepo, escuchar las dulces palabras de Estanislao en la confesión, lavar los platos con amigos, subir las escaleras cantando, compartir cuarto con alguien que había conocido hace un rato, comer todos juntos, actuar, reírnos, las charlas de la JMI. Todo eso y mucho más me hizo dar cuenta de lo grande que es Dios y de cómo se manifiesta a través de otros. Volvería siempre e invitaría a que quien tenga la oportunidad de hacerlo, lo haga porque no se va a arrepentir NUNCA. Francisca Laborde, 15 años.

Hola soy Barbi, tengo quince años y el retiro fue una experiencia muy linda ya que me permitió conocer personas nuevas y hermosas, y me permitió conocer más a Dios. Personalmente estaba alejada y me sirvió un montón para volver a él! No me esperaba pasarla tan bien porque no conocía a las personas que iban y al principio no estaba muy entusiasmada o con muchas ganas de ir y después no quería que termine, quería que el finde sea eterno. Agradezco un montón a los animadores que hicieron de ese retiro los mejores días! 💖 Bárbara Castro, 15 Años.

Nosotras somos parte del grupo JMI, tuvimos la posibilidad de organizar este retiro, en cuanto a decoración, preparar y dar una charla sobre lo importante que es ser libre con responsabilidad. Fue hermoso poder compartir con todos los chicos que participaron, ver una sonrisa en sus rostros, sus abrazos y las palabras que tenían de agradecimiento.
Milagros y Josefina, animadoras del retiro Vida.