1. Inizio pagina
  2. Contenuto della pagina
  3. Menu principale
  4. Menu di Sezione
  1. IT
  2. EN
  3. ES
  4. FR
  5. PT
  6. PL
Contenuto della pagina

Llamados a ser felices

Nuestro Dios, es un soñador: sueña la transformación del mundo

Alrededor de Jesús hay muchas personas que buscan Dios; pero la realidad más prodigiosa es que, hay ante todo un Dios que se preocupa por nuestra vida, que la quiere levantar, y para hacer esto nos llama por nombre... Cada hombre es una historia de amor que Dios escribe sobre esta tierra. Cada uno de nosotros es una historia de amor de Dios. A cada uno de nosotros Dios nos llama con el propio nombre: nos conoce por nombre, nos mira, nos espera, nos perdona, tiene paciencia con nosotros... (Papa Francisco, audiencia 17 de mayo 2017).
 

Mati y Eli
El desafío más fuerte que tenemos es vivir en un mundo que te demanda tiempo para un montón de otras cosas, que en las urgencias o el ritmo diario te pueden quitar espacio para vivir el matrimonio, para “ser” matrimonio. (...)

 
 

 Hilda 
Soy madre, abuela, enfermera, (de esta profesión ya estoy algo retirada). Desde siempre sentí mi gran vocación de ser madre,  de estar al servicio de mi familia. En mis comienzos de la vida de Iglesia fui catequista. Y así inició mi peregrinar y tuve la posibilidad de realizar varias experiencias y una de las acciones apostólicas que más me gustó fue MISIONAR. (...)

 
 

Gabi
Lo más lindo de mi camino como misionera ha sido descubrir a un Dios que me ama y que está enamorado completamente de mí, que me llamó a ser madre por pura gracia suya, madre al estilo de María. (...)

 
 

Pablo
La vida sacerdotal, como toda vocación, también tiene sus dificultades. Los sacerdotes también nos podemos cansar, desanimar, enojar... Pero yo reconozco dos pilares que me sostienen: el vínculo con Jesús y la obra de Dios en la gente. (...)

 
 

Fernanda
El anhelo por tener un noviazgo lo tenía muy presente y deseaba que fuera alguien que compartiera este amor por Dios, y que juntos creciéramos en presencia de Él... a estas dos personas que quise les tengo mucho que agradecer, ya que me ayudaron a descubrir signos que me llevaron a la decisión que tome en este último tiempo. (...)


 
 

Estefanía
La fe la fui descubriendo en la adolescencia y siempre fui muy crítica de muchas cosas de la Iglesia. Por eso no me entraba en la cabeza que esta invitación fuera para mí... no sé cómo, esta invitación poco a poco iba invadiendo todo mi mundo. (...)

 
 

Maximiliano
Aunque a veces el camino se puso difícil, él siempre está conmigo, es él quien me sostiene, es él quien me marca el camino (...)    

 
 

Juanita Frías
Con esta experiencia puedo decir con la mano en el corazón que cambió también a mi familia y esto me hace muy feliz (...)

 
 
 
 

Descubriendo el camino que lleva a la felicidad

 

¿Cómo descubrir la propia vocación?

 

¡Saltá! Un viaje a tu propia felicidad

 

Sínodo de los jóvenes: ¿Qué buscás?

 

¿Encontraste tu par de zapatos?